Violeta protestaría por ese homenaje

A propósito del creador de la canción oficial de la Teletón, dj Méndez, lloran los admiradores y respetuosos de Violeta Parra por la interpretación de este personaje en el tema que la ha destacado a nivel mundial.

El “Gracias a la vida” de Méndez, más bien un extracto tecno de ella, desató la molestia y espanto de quienes guardamos respeto por la artista chilena. El cantautor de “Puro corazón”, himno de la Teletón, no halló mejor manera de entregarle un homenaje a la gran Violeta, que desmoronando la melodía y la raíz folclórica del “que me ha dado tanto”.

Claro que dj Méndez no es el primero en hacer una adaptación o lanzar una nueva versión, el problema es el desencanto que generó a quienes fuimos oyentes de ella esperando, en un evento tan difundido como la Teletón, que se mantuviera un poco la calidad interpretativa más fiel al tema de Parra. ¿Otro problema?, Méndez es chileno. Es un honor que en otros países reconozcan esta canción, aunque adaptada a su propio folclor o incluyéndole otros matices, como parte de la identidad del ser humano. Sin embargo, en nuestro país parece algo inaceptable por el valor histórico y musical de este tema.

El evento en el que se presentaba Méndez, lamentablemente no era una discoteque ni un centro de baile, tampoco ameritaba una canción como esta cuando había grupos como el Bafochi que la presentarían. Una interpretación que intentó ser cercana a la gente, sólo llevó aplausos al artista por su fama y cercanía este año con la Teletón, que por la nueva versión de “Gracias a la vida” adjunta al remix inicial de su presentación.

No se desmerece finalmente el trabajo del artista, su presentación fue atractiva y a la altura del evento con su marca personal, el choque inicia con el sentido ético en la existencia de marcas históricas y culturales que no se pueden desarmar o modificar simplemente aunque existan buenas intenciones. Eso lo puede aseverar alguien de cualquier estrato social, de cualquier movimiento, de cualquier moda presente. Hay cambios, como adjuntar al remix el himno patrio en ese sabor tecno, que seguro pocos perdonan como Vodanovic tiempo atrás que en una presentación rocanrolera de la canción nacional en Factor X, despidió con molestia a un pelilargo que la interpretaba, argumentando que la transformación de magna canción no daba para su música. Lo mismo sucede aquí en el tecno que no le llega a los hombros al folclor de la destacada Violeta.

Es verdad, no logramos salir de las tradiciones pero seguro ese no es el pecado; romper límites en la música tiene distintas aceptaciones, el domingo fue mala, tal vez en otra ocasión, con otro público o con otro sentido, la particular versión del dj chileno tenga más cercanía y los que cuestionamos su interpretación hoy, cantemos con el mañana.

Luz Araya Pastén

     Estudiante de Periodismo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s